jueves, 18 de septiembre de 2014

Carta de una esposa a su marido


Hoy desperté temprano, me levante media dormida, levante tus tres hijos, los ayude a preparar sus uniformes para el colegio, les prepare el desayuno mientras calentaba el café para que te levantaras vos; luego que te fuiste y me despidieras con un beso; diciéndome-Hoy quizás retorne tarde, tengo reunión en el trabajo, o alguna sonsera así que siempre me creí…quede limpiando la casa y luego me fui a mi trabajo; mi tarde será difícil y es posible que esta noche no este dispuesta para ti amor…Estaré cansada; mañana se vencen algunas facturas de servicios y no se como haré tiempo para poder pagarlas; aaaa… me acorde que hace unos días me reprochaste no ser mas atenta contigo y con tus amigos cuando vienen a casa (y miran los partidos, gritan y se comen todo)No te parece que es hora de valorar un poco más a quien te ama... (Nestor O Salgado)